Foto googilhpbdefnnoo
Sin comentarios 1851 veces visto

CGT, lleva a LIMASA ante la Inspección de Trabajo por falta de medidas de protección higiénico sanitaria a su plantilla

 

La importancia sumaria de la labor de los/as trabajadores de LIMASA no es algo nuevo para la ciudadanía malagueña, pero adquiere la condición de importancia gigantesca ante la crisis sanitaria que padecemos, sin embargo parece importar poco a la dirección de la empresa, al privar a la plantilla de los equipos de protección individual básicos para que puedan desarrollar su trabajo con todas las garantías para su seguridad y salud y para la de sus familiares y círculos próximos.

La Sección Sindical de CGT en LIMASA denuncia a la empresa ante la Inspección de Trabajo porque no está proveyendo de suficientes mascarillas y guantes a los empleados que estos días tienen que estar en la calle para beneficio de todos y todas.

Ante la alarma generalizada, los trabajadores/as están exigiendo equipos de protección individual y la empresa responde que no tiene mascarillas ni guantes para todo el mundo, algunos, incluso se las han tenido que comprar de su bolsillo y se sienten en absoluta desprotección e indefensión ante la situación general, el virus y LIMASA.

¿Alguien con un poco de sensatez puede imaginar que no hay guantes aislantes para todos/as, y ellos/as, por ejemplo, deben recoger las papeleras en las que se tiran los clínex y demás residuos que pueden llevar impregnados virus, bacterias o cualquier “cocodrilo” y tienen el deber de volcarlas a granel en sus carritos?

Mientras esto sucede, el coronavirus se acerca a la plantilla de más de 2000 profesionales de LIMASA y ya están decretadas las primeras cuarentenas.

La Dirección de LIMASA vive en otro planeta y demuestra claramente el desprecio por la situación y la infravaloración de sus trabajadores/as, permitiéndose racanear los EPI´s básicos  a quienes , por ejemplo, se encargan de la recogida de los colchones tirados por las calles de Málaga en los que han dormido personas infectadas de coronavirus y que son los/as trabajadores/as y camiones de Limasa los que los recogen. Desde CGT exigimos medidas de protección frente a la pandemia y no protocolos cortados y pegados de instituciones que nada tienen que ver con la recogida de residuos sólidos.

Igualmente, queremos recordar que parte de la plantilla trabaja en el vertedero donde van todos los residuos hospitalarios y el riesgo biológico es extremo, pero la empresa considera que será su ruina si los dota de los mínimos exigidos para salvaguardar su salud y la de los suyos, síntoma claro de que al aproximarse la municipalización definitiva la parte privada está en plan ahorro a costa de la plantilla, algo sobre lo que CGT, con la denuncia ante la Inspección de Trabajo quiere que se actúe contundentemente porque está en juego la vida de personas que dan todo su esfuerzo por una Málaga más habitable

Recomendados

CGT publica un boletín informativo urgente sobre la reforma laboral

Análisis sindical y jurídico de urgencia sobre Normas y Acuerdos de Reforma del Mercado de Trabajo en materias de empleo [...]

CGT escala el pico Jabalcuza para protestar contra la privatización de AENA Aeropuertos

Como acción de protesta contra la privatización de AENA, afiliados de CGT han escalado al pico Jabalcuza (situado frente [...]

Trabajadores bajo el convenio de 'telemarketing' para llamadas entre la vida y la muerte

La cadena de los servicios públicos de emergencias tiene un eslabón privado. Las llamadas de urgencia son atendidas por [...]

0 comentarios

Aún sin comentarios

Puedes ser el primero en comentar esta noticia!

Deja tu Comentario

Tu email no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con el simbolo *

¿ Cuanto es nueve + dos ?

Los comentarios están moderados, por lo que no se garantiza su publicación. La web no se hace responsable de los comentarios vertidos, al tiempo que se reserva la eliminación de los comentarios de carácter sexista, racista, autoritario, o arbitrariamente insultantes hace personas concretas, así como el bloqueo del usuario que de forma reiterada no respete estos límites.