Foto 594D62E6-CA22-AEB2-05E4A07D8F1A31A9JPG
Sin comentarios 277 veces visto

ETT en el Sector Aeronautico

El frecuente uso de las empresas de trabajo temporal (ETT´s) en el sector aeronáutico, ha hecho posible que entre nosotros haya compañeros que llevan más de 10 años encadenando este tipo de contratos. Bien por meses pero también por jornadas diarias, esta situación no sólo no satisface las necesidades más elementales que tenemos como trabajadores asalariados, sino que además ejerce como elemento discriminatorio entre compañeros que realizan las mismas funciones y que están contratados para el mismo fin, amén de las situaciones puramente disciplinarias, que quedan en manos del empresario para actuar al margen de la ley de forma arbitraria.

Esta situación que ahora Airbus quiere implementar como único modelo contractual para las futuras incorporaciones en su convenio, cuyo encaje legal habrá que estudiar, tiene consecuencias desastrosas para los trabajadores que han de sufrir esta precarización injusta e ilegitima de sus condiciones laborales. Pero sobre todo la tienen para sus familias, que han de vivir en la incertidumbre real de no saber si de un día para otro van a faltar los ingresos de los que dependen. Y cuando finalmente estos faltan, no hay ni justificación ni indemnización por despido. Cualquier imprevisto puede provocar el temido no venga usted mañana.

Lejos de ser puntual, el contrato por ETT afecta a todos los trabajadores, ya que los empresarios están sustituyendo de forma alarmantemente drástica puestos de trabajo que por su naturaleza y sustantividad habrían de ser cubiertos con contratos indefinidos, por este modelo de explotación que sólo satisface sus inagotables ansias de acumulación de beneficios. Y todo parece indicar que ésta maliciosa tendencia no va a tener fin, a no ser que actuemos de forma conjunta.

Ya sean operarios manuales o ingenieros, Airbus y sus socios proveedores quieren que las futuras incorporaciones en las empresas pasen por esta travesía del desierto, por un tiempo indeterminado que por naturaleza es indefinido, en lo que entienden como flexiseguridad inherente a nuestros puestos de trabajo. Y lo que es malo para los trabajadores de Airbus es sencillamente nefasto para los que sólo han podido acceder a la cada vez mayor cadena de empresas de proveedores y subcontratistas, ya sea en el perímetro de Airbus o en sus muy cercanos y bien conocidos aledaños, que según los informes presentados en diferentes medios dan empleo de forma directa a unos 45.000 trabajadores en toda España. ¿Cuántos de estos lo son por ETT´s?

Por poner algunos ejemplos, empresas que vienen trabajando desde hace más de15 años con nosotros, como K&N (antes Umano), tienen más de un 25% de sus trabajadores con esta modalidad, y va en aumento, pues han sustituido los contratos por obras y servicios, que estaban en fraude de Ley, por esta nueva fórmula, que proporciona trabajadores completamente indefensos, sumisos y moldeables. Una rebuscada forma de contratar, que pretende alejar definitivamente el fantasma que para ellos supone la cesión ilícita de trabajadores, verdadero caballo de batalla en este asunto, aunque en ocasiones suponga un verdadero y deleznable tráfico fraudulento de la mano de obra. Pero no sólo eso, con las ETT´s se acaban los derechos de subrrogación de estos trabajadores, pues ésta viene afectando sólo a aquellos trabajadores que hayan mantenido una relación laboral con la empresa saliente a través de un contrato, bien indefinido o por obra y servicio. Nunca a los ETT´s.

Este es el nuevo modelo productivo por el que apuestan políticos y empresarios para el sector aeronáutico español, cuyas consecuencias, por ejemplo, para el saber hacer (know how), aún no han sido valoradas en su justa medida, pero que sin duda están impulsando la fuga de conocimiento hacia otros sectores menos competitivos en esta materia, que saben poner en valor lo que realmente es de su competencia y aportan valiosos recursos a la economía productiva, esto es, el capital humano.

Pero no solo eso, porque mientras que aceptemos y veamos como normal el uso de este nefasto modelo de contratación de personal, cualquier convenio o garantía de nuestras condiciones de trabajo sólo será papel mojado frente a cualquier contingencia o incertidumbre que pueda aparecer, sea ésta real o fingida. Y de eso, en la aeronáutica, sabemos un rato.

Recomendados

Profesores, estudiantes y familias se manifiestan en Huelva contra la LOMCE y los recortes en educación.

Profesores, estudiantes y familias se manifiestan en Huelva contra la LOMCE y los recortes en educación. [...]

TENEMOS DERECHO A TENER DERECHOS, 18 Junio a Madrid

Jornadas de delegados con motivo de las movilizaciones previstas en Madrid para el 18 de junio. [...]

0 comentarios

Aún sin comentarios

Puedes ser el primero en comentar esta noticia!

Deja tu Comentario

Tu email no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con el simbolo *

¿ Cuanto es ocho + cinco ?